Los avances científicos sobre el COVID-19 compartidos gracias al Big Data

Los avances científicos sobre el COVID-19 compartidos gracias al Big Data

Los avances científicos sobre el COVID-19 compartidos gracias al Big Data

En un mundo globalizado e hiperconectado, las epidemias se propagan con una celeridad vertiginosa y se convierten en pandemias. Eso supone un gran inconveniente, sin embargo, ese mismo mundo globalizado ofrece también una gran ventaja: la hiperconexión que permite una rápida puesta en común de los datos.

Científicos de todo el mundo están actualmente desarrollando innumerables proyectos de investigación para combatir al COVID-19 desde frentes muy diversos. En estos momentos la velocidad y la información son cruciales. Por eso, es imprescindible poder compartir datos y descubrimientos de forma segura y organizada, para llegar a conocer en profundidad esta dolencia y ser capaces de crear tratamientos y vacunas efectivas.

En esta línea, la Comisión Europea acaba de anunciar el lanzamiento de una nueva plataforma que permitirá a los científicos compartir papers, ensayos clínicos y todo tipo de información y documentos para acelerar la investigación contra el virus.

Esta plataforma está formada por dos componentes conectados. Por un lado, los centros de datos (data hubs) que facilitarán un extenso intercambio de datos abiertos para las comunidades de investigación europeas e internacionales. Y por otro, el portal de datos COVID-19, que concentrará y actualizará constantemente los conjuntos de datos y herramientas relevantes, albergará el intercambio de datos de secuencia y franqueará el acceso a otros recursos del SARS-CoV-2.

Para desenvolverse en escenarios nunca explorados, son necesarias estrategias integrales. Al enfrentarse al coronavirus pueden ser decisivas armas procedentes de áreas muy diversas: investigación científica, medicina, política y, por supuesto, tecnología. El Big Data puede marcar la diferencia ya que, tal y como han afirmado fuentes de la Comisión Europea, “compartir datos de forma rápida y abierta acelera masivamente la investigación y los descubrimientos”

En este sentido, Virtualdesk ha desarrollado soluciones basadas en Big Data & Analytics Sociosanitario que entre otras, aplican técnicas de procesamiento de lenguaje natural (NLP), inteligencia artificial, construyendo modelos de analítica predictiva que permiten un triaje avanzado de pacientes con covid 19, modelos predictivos de contagio, etc. lo que hace posible optimizar los recursos sanitarios.


La digitalización, salvavidas de la economía española

La digitalización, salvavidas de la economía española

La digitalización, salvavidas de la economía española

La digitalización, salvavidas de la economía española

La mayoría de los analistas coinciden en que, debido a la crisis del coronavirus y a la congelación de los sectores de actividad, este año la economía española entrará en recesión. Acreditadas agencias de calificación crediticia, como Standard and Poors, lo confirman, lanzando una previsión de bajada del PIB de un 1,8%.

Muchos expertos vaticinan, además, que el mundo no será ya el mismo después de este paréntesis, que tanto los modelos políticos, como los sociales y los financieros cambiarán sustancialmente. En esta evolución jugarán un papel clave la tecnología y la transformación digital que ya está en marcha, pero que se verá propulsada por los acontecimientos actuales. De hecho, la digitalización podría incluso convertirse en uno de los salvavidas que reflotaran la economía española en la era post COVID-19.

Así lo afirma el libro “Sostenibilidad, Responsabilidad Social y Éxito Empresarial”, de la firma Advice Strategic Consultants. Tras realizar mediciones considerando los modelos del Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial o el Foro Económico Mundial y recopilando las opiniones de las compañías del IBEX-35, de la Administración Pública y de empresarios y autónomos españoles, esta consultora ha llegado a la conclusión de que, en una década, España podría sumar 1,2 billones de euros al PIB. Para lograrlo, tendría que orientarse hacia un capitalismo más inclusivo, caracterizado, entre otros factores, por la producción sostenible, la responsabilidad social y la digitalización. Solamente el peso de la digitalización añadiría unos 180.000 millones a las cifras actuales.

La digitalización es el futuro, esto es una realidad, que en la situación actual se vuelve más real que nunca. Esa tecnología digital, que ya está participando en la lucha contra el COVID-19,  nos ayudará a superar el preocupante escenario económico que esta crisis sanitaria está ya creando. Impulsadas por la digitalización, las empresas -grandes y pequeñas- y, por extensión, la economía en general, podrán salir del bache en el que se encuentran actualmente.

Las consultoras tecnológicas especializadas en transformación digital, como Virtual Desk, están ya listas para afrontar los desafíos venideros y para ayudar a las empresas y administraciones a activar su transformación digital y asegurar su supervivencia y su porvenir.


Tecnología digital vs. COVID-19

Tecnología digital vs. COVID-19

Tecnología digital vs. COVID-19

Tecnología digital vs. COVID-19

La sociedad actual jamás había vivido una pandemia como la que estamos sufriendo en estos momentos. Sabíamos cómo afrontar otro tipo de emergencias sanitarias, pero no estábamos preparados para contener una enfermedad con esta capacidad de propagación. Al no haber precedentes previos (el más cercano podría ser la gripe española de 1918), tampoco había protocolos de actuación adaptados al siglo XXI.

Los médicos y los científicos están tratando incesantemente de buscar los instrumentos más adecuados para enfrentarse al COVID-19 y detenerlo. La medicina y la ciencia siempre han estado en primera línea de batalla contra la enfermedad, lo que nadie esperaba era que la tecnología digital fuera a tener un papel tan relevante en esta confrontación.

En Virtualdesk, ya hemos hablado de la apuesta que se está haciendo en España y en la Unión Europea por el machine learning en el sector sanitario, y de cómo la analítica avanzada se está revelando como una nueva arma contra el cáncer, pero en esta situación, el Big Data ha demostrado tempranamente su potencial, al avisar diez días antes que la OMS de la existencia de un brote infeccioso en Wuhan.

En estas circunstancias, las autoridades de todo el mundo están tomando medidas inéditas y utilizando mecanismos que solo la ciencia ficción había sido capaz de imaginar. Drones vigilando que los ciudadanos permanezcan en sus casas, aplicaciones que detectan la movilidad de las personas y si éstas se encuentran en una zona “caliente” de contagios, dispositivos que monitorizan a los usuarios de los medios de transporte…

Una de las últimas medidas del Gobierno español ha sido la solicitud de un estudio de movilidad aplicada a la crisis sanitaria. Tal y como anuncia la disposición general del Ministerio de Sanidad: “Se pretende contar con información real sobre la movilidad de las personas en los días previos y durante el confinamiento. El objetivo es entender los desplazamientos de población para ver cómo de dimensionadas están las capacidades sanitarias en cada provincia”

Esta actuación, que ya estaba siendo iniciada por varias comunidades autónomas como Valencia, seguirá el modelo iniciado por el INE en su estudio de movilidad previo y se realizará, al igual que dicho estudio, mediante el cruce de datos de los operadores móviles, de forma anonimizada y agregada.

El objetivo es determinar si se está cumpliendo el confinamiento, ubicar las áreas de contagio, para distribuir y optimizar los recursos y comprender cuál es la movilidad real de las personas y del virus, durante este tiempo.

La visión de Virtual Desk en este campo -sobre la que ya está trabajando- es la de complementar esta información proveniente de los operadores de telefonía, con otra procedente  de nuevas fuentes de datos como sensores, apps…, de manera que se enriquezcan los modelos analíticos y sea posible afinar mucho más en la identificación de la movilidad de los ciudadanos y sus posibles interacciones con otros individuos infectados del Covid-19.

Con los modelos basados en telefonía móvil, podría darse el caso de que un ciudadano geolocalizado en un punto determinado del segundo piso de un edificio concreto, tendría las mismas coordenadas georeferenciadas que otro individuo en ese mismo edificio, pero en el tercer o en el cuarto piso. Es decir, si no enriquecemos la información con otros datos, tendríamos que aislar a un edificio entero por el simple hecho de que un vecino del segundo piso tenga riesgo de contagio, por haber coincidido con un ciudadano infectado. Esto es solo un ejemplo del potencial inexplorado y extraordinariamente útil que ofrece la tecnología digital.

En la era actual, nunca antes nos habíamos enfrentado a una enfermedad similar, pero también es cierto, que nunca antes habíamos contado con las armas digitales de las que disponemos ahora. El reto es enorme, pero nuestras capacidades tecnológicas también lo son. Ahora es el momento de explorar todas las posibilidades y mostrar cómo la tecnología puede ayudar a la sociedad a salvar el presente y a construir el futuro.


La automatización inteligente se consolida como uno de los pilares de la transformación digital de las empresas

La automatización inteligente se consolida como uno de los pilares de la transformación digital de las empresas

La automatización inteligente se consolida como uno de los pilares de la transformación digital de las empresas

La automatización inteligente se consolida como uno de los pilares de la transformación digital de las empresas

Las organizaciones españolas están, por fin, pisando el acelerador de la transformación digital y esto está comenzando a generar frutos. Así lo demuestran las previsiones de ingresos recogidas en el estudio realizado por IDC y Microsoft: para el año 2021 hasta un 50% de los ingresos de las compañías derivarán de la evolución digital de su modelo de negocio y esta cifra continuará aumentando hasta el 80% en 2023.

En pocos años, la automatización inteligente ha pasado de ser un término exclusivo de los departamentos tecnológicos, a escalar hasta la mente y hasta los planes de los comités de dirección.

Tal es su importancia que, según el último informe elaborado por KPMG, el 47% de las empresas españolas invierte más de ocho millones de euros en proyectos de Automatización Inteligente, que comienzan como iniciativas piloto pero paulatinamente van incorporándose a la empresa.  Este porcentaje puede parecer alto, pero a escala internacional, las inversiones son mucho más elevadas: el 52% de las empresas ha invertido algo más de diez millones de dólares y el 30%, supera los 50 millones.

La automatización inteligente se asienta en la gestión de procesos (BPM) que permite organizar estructuras, tareas y personas y procesos robóticos (RPA)

Para digitalizarse, las empresas están apostando por la automatización inteligente y, además, apoyándose en otros dos fundamentos: el empleo de la inteligencia artificial y de la analítica avanzada para la toma inteligente de decisiones y la integración entre estructuras y bloques de datos diferenciados.

El BPM (Business Process Management) permite automatizar la gestión de procesos que involucran a personas, sistemas y datos de forma sistematizada y eficiente, así como almacenar toda la información producida durante el curso de los procesos.

Un concepto evolucionado de BPM es el denominado ACM (Adatative Case Mangement) que también permite la automatización de los procesos de negocio, pero orientándolo a las excepciones medienta la utilización de motores de reglas de negocio (BRMS).

Este concepto, más avanzado que el BPM, permite eliminar la frustración de los usuarios del tradicional BPM ante la rigidez del mismo y, al mismo tiempo, ofrecer flexibilidad antes el actual mundo cambiante en el que el usuario de nuestros servicios puede interactuar y acceder a información en tiempo real.

Virtualdesk hace uso efectivo de la tecnología ACM en soluciones como la de KUNIV (Automatización de Procesos Educativos) a través de la cual se pueden digitalizar y movilizar los procesos de negocio llevándolos a la nube. Esta solución se encuentra ya operativa en instituciones educativas como la Universidad Francisco de Vitoria o La Salle, donde se ha automatizado la interoperabilidad entre los distintos sistemas de información y ha facilitado el acceso multicanal a todos los miembros de la comunidad educativa.


El Big Data, la nueva arma contra el coronavirus

El Big Data, la nueva arma contra el Coronavirus

El Big Data, la nueva arma contra el coronavirus

El Big Data, la nueva arma contra el Coronavirus

El 6 de enero de 2020 el Centro de Control de Enfermedades (CDC) de los Estados Unidos lanzó una alerta de viaje de nivel 1 a la ciudad de Wuhan, tres días después la Organización Mundial de la Salud (OMS) hizo pública la existencia de un brote de coronavirus.

Pero el 31 de diciembre, siete días antes, Bluedot, una startup canadiense especializada en la vigilancia de enfermedades infecciosas a través de la Inteligencia Artificial, ya había dado la señal de alarma.

El secreto de Bluedot está en el Big Data. Emplean herramientas de procesamiento del lenguaje natural (NLP) y machine learning, para chequear datos de innumerables fuentes como comunicados oficiales, noticias, datos de aerolíneas, datos demográficos o informes de salud animal. Pueden procesar cantidades ingentes de información durante las 24 horas del día.

Tras el componente digital entra en juego el humano, en el que un grupo de programadores y especialistas médicos revisan los descubrimientos de la Inteligencia Artificial, los comprueban y redactan los informes que posteriormente son enviados a sus clientes; entre los que se encuentran los ministerios de Sanidad de Canadá, Filipinas o Singapur.

Pero su capacidad no se reduce a detectar amenazas de salud, sino que su principal objetivo reside en analizar cómo las enfermedades pueden propagarse a otras partes del mundo y dilucidar las secuelas que puedan tener.

Así pues, utilizando datos de viajes que mostraban que ciudades estaban más conectadas con Wuhan, Bluedot adelantó que las primeras urbes en ser contagiadas serían Bangkok, Hong Kong, Tokio, Taipei, Phuket, Seúl y Singapur. Acertaron en todos esos casos.

Esto es solo un ejemplo del inimaginable potencial que el Big Data abre en la prevención y el tratamiento de las enfermedades. La detección temprana del Alzheimer, de la leucemia o del cáncer de mama son algunos de los campos en los que ya se está trabajando. El enorme interés de organismos como la Unión Europea está propiciando que su introducción en el sistema sanitario esté ya muy cerca. Así, Virtual Desk ya ha puesto en marcha proyectos de investigación en esta área, en colaboración con universidades, hospitales y otras compañías, que permitirán en un futuro próximo la detección precoz de distintos tipos de cáncer basándose en inteligencia artificial.

En el futuro, la tecnología será uno más de los instrumentos empleados por la Medicina. Los profesionales sanitarios, además de estar formados en su especialidad para la atención a pacientes, pero además deberán también tener conocimientos avanzados y aptitudes en estadística y matemáticas para la investigación en este tipo de modelos predictivos. El Big Data cambiará la Medicina, tal y como la conocemos, y nos ayudará a enfrentarnos tanto a las enfermedades conocidas como a las que supongan un nuevo desafío.


Virtualdesk, recibe dos galardones en los Premios @asLAN 2020

Virtualdesk, recibe dos galardones en los Premios @asLAN 2020

Virtualdesk, recibe dos galardones en los Premios @asLAN 2020

Virtualdesk, recibe dos galardones en los Premios @asLAN 2020

Dos proyectos de Virtualdesk han sido galardonados durante la entrega de premios celebrada anoche en la Cena de Gala del Congreso ASLAN2020.

La razón de ser de estos premios es identificar, reconocer y divulgar experiencias que contribuyan a desarrollar nuevos servicios, mejorar la eficiencia y reducir los costes en la transformación digital de las administraciones públicas.

En esta línea, el jurado ha reconocido el valor del Sistema Integrado de Gestión del Área de Acción Social del Ayuntamiento de Bilbao y de la Implantación de la app de carga para tarjetas de transporte público del Consorcio Regional de Transportes de Madrid (CRTM) por su potencial innovador y su funcionalidad para el servicio público.

 

Don Iñigo Zubizarreta Agirrezabala, Director del Área de Acción Social del Ayuntamiento de Bilbao, fue el encargado de recoger el premio por el Sistema Integrado de Gestión del Área de Acción Social del Ayuntamiento de Bilbao.  Esta plataforma es la pieza central de un ambicioso proyecto para la transformación digital de un área con un protagonismo creciente en la sociedad y que parte de un importante retraso tecnológico.

Esta plataforma es pionera entre los ayuntamientos españoles, ya que su ámbito funcional abarca tanto la gestión y coordinación global de la atención primaria de servicios sociales -cubriendo íntegramente el Procedimiento de Intervención Social-, como la gestión de todas las prestaciones económicas, el Servicio de Ayuda a Domicilio, los módulos específicos como la Valoración de Dependencia, el Absentismo Escolar, los Comedores Sociales, el servicio de urgencia social, Alojamientos Sociales, etc… Mediante el uso de esta plataforma, el consistorio de Bilbao ha mejorado su atención a los ciudadanos y se ha ubicado a la vanguardia de la tecnología en el área de servicios sociales.

Por su parte, Julio Parro, CEO de Virtualdesk, recibió el galardón por la Implantación de la app de carga del CRTM para tarjetas de transporte público, en nombre de el Consorcio de Transportes de Madrid. Esta solución ha facilitado el uso del smartphone para incorporar títulos de transportes, así como su carga y recarga, en el sistema de transporte más avanzado de España como es el Consorcio Regional de Transportes de Madrid, que gestiona más de 7 millones de viajes diarios en sus más de 40 operadores de transporte.

En la fase actual, la aplicación aglutina más de 6000 usuarios y está previsto que en verano de este mismo año se abra al público en general, llegando a un total de 3,5 millones de usuarios del abono transporte y a más de 5 millones de tarjetas anónimas multiviajes.

Las soluciones desarrolladas por Virtualdesk reciben una excelente acogida por parte de los expertos del sector tecnológico. El pasado año, el proyecto Eccentric Madrid y la plataforma para la identificación de riesgo percibido en Seguridad para el Ayuntamiento de Madrid, fueron merecedores del premio @asLAN 2019 en la categoría de Analítica para la Toma de Decisiones.

En palabras de Julio Martín Parro “estos premios confirman que el éxito de nuestros proyectos se basa en la innovación, y nos animan a seguir teniendo una mentalidad disruptiva y a continuar esforzándonos al 100% en aportar valor a nuestros clientes a través de ésta.”


Previsiones tecnológicas para 2020

Previsiones tecnológicas para 2020

Previsiones tecnológicas para 2020

Previsiones tecnológicas para 2020

Los avances tecnológicos se suceden a un ritmo cada vez más rápido y las empresas juegan cada vez un papel más activo en la transformación digital. Tecnologías que hasta hace poco eran consideradas rompedoras, como la automatización o la nube, han sido adoptadas, en poco tiempo, por un número considerable de compañías.

La evolución es imparable y mientras que surgen nuevas soluciones, muchas de las innovaciones actuales están mostrando que tienen todavía mucho camino por recorrer. La consultora Futurum Research, ha querido profundizar en esta cuestión y ha analizado cuáles son las tendencias que van a marcar el paso hacia la digitalización empresarial en 2020:

1 – 5G omnipresente

El 5G promete velocidad y capacidad prácticamente ilimitadas que harán posibles proyectos actualmente casi utópicos como las smart cities. Ante estas perspectivas, los proveedores de infraestructuras para telecomunicaciones y las firmas más importantes como Huawei o Nokia están poniendo todo su empeño en lograr la conectividad global 5G.  Sectores como la industria o ámbitos como el sanitario experimentarán grandes avances gracias a las soluciones IoT que se maximizarán mediante el 5G.

2 – Nuevas conexiones WiFi

La sexta generación de WIFI está a punto de llegar con nuevas posibilidades de uso. Trabajando en equipo con el 5G, la conectividad mejorará de manera integral (tanto en el exterior como en el interior) y esa mejora beneficiará especialmente a las empresas.

La velocidad (descargas hasta tres veces más rápidas) y la capacidad (conexión simultánea de un mayor número de dispositivos) serán también las claves de este nuevo tipo de conexión inalámbrica.

3 – Analítica de datos: ventaja competitiva

Los datos generados por los usuarios crecen exponencialmente y para convertirlos en material útil es necesario contar con técnicas específicas para recogerlos, conservarlos y analizarlos. A través de la analítica es posible detectar los problemas concretos o las inclinaciones del mercado y poner en marcha respuestas acertadas. Durante este año, la analítica se generalizará en el área empresarial.

En VirtualDesk somos expertos en el uso de modelos analíticos para profundizar y optimizar en sectores como el sociosanitario, el educativo, el retail o el de los transportes.

4 – IA y machine learning para potenciar la analítica

Para dar el siguiente paso, en 2020, la analítica continuará apoyándose en otras dos decisivas tecnologías, la inteligencia artificial y el aprendizaje automático, que le proporcionan a cualidades como la velocidad, la escala y la conveniencia.

5 – Blockchain, algo más que una criptomoneda

En 2020 comenzarán a aparecer nuevos usos para el blockchain, que abarcará ámbitos como las finanzas o las administraciones públicas. Gigantes como Samsung, IBM, Microsoft o Alibaba, que están investigando las potenciales utilidades, además de las transacciones y las criptomonedas.

Aunque, aún están estrechamente ligadas a la minería de criptodivisas, gracias a sus altos estándares en seguridad, paulatinamente se irá extendiendo a otro tipo de gestiones electrónicas.

Estamos ante la década de la digitalización, estas previsiones para el año 2020 son solo el comienzo de una enorme transformación.


Tecnología contactless, presente y futuro

Tecnología contactless, presente y futuro

Tecnología contactless, presente y futuro

Tecnología contactless, presente y futuro

La tecnología contactless ha experimentado una gran expansión durante los últimos años. Una de sus primeras y más extendidas aplicaciones ha sido el acceso a los transportes públicos.

Hace años ciudades como Londres o Hong-Kong apostaron por las nuevas tecnologías -con las tarjetas Oyster Card y Octopus- para facilitar el acceso de los usuarios a los medios de transporte. Hace unos años también, Madrid decidió actualizar su obsoleto sistema de validación de viajes basados en banda magnética (Edmonson) a través de una solución de Ticketing Contactless desarrollada por VirtualDesk.

Este sistema tiene numerosas ventajas. Entre ellas podemos resaltar que a los viajeros les permite realizar validaciones más rápidas, tener varios títulos de transporte integrados en la misma tarjeta y realizar pagos más seguros y efectivos. Para los operadores de transporte es una gran herramienta para optimizar el funcionamiento de los accesos, mejorar el servicio que prestan a sus usuarios, disminuir costes, reducir el fraude y recoger valiosa información operativa.

En la actualidad, la solución de ticketing desarrollada por Virtual Desk, denominada G-BIT gestiona más de 3,5 millones de tarjetas personalizadas y casi 6 millones de tarjetas anónimas que suponen más de 7 millones de viajes diarios.

La tecnología contactless no se limita a franquear el control de accesos, su potencial es muy amplio. Actualmente se está usando para acciones como el pago de peajes y parquímetros, la entrada y el préstamo de libros en bibliotecas, la apertura inteligente de vehículos o la identificación y el seguimiento de mercancías. Algunos países ya han comenzado a integrarla en los documentos de identidad de sus ciudadanos, como el pasaporte o el carnet de conducir.

El futuro que se perfila para esta la tecnología es sorprendente. Ya se están haciendo pruebas para la implantación de chips subcutáneos en seres humanos. Se plantea como la forma de evitar la usurpación de identidad y la manera de garantizar al acceso seguro edificios, ordenadores, bases de datos… Además, se está trabajando en su uso con fines médicos, como la identificación y el seguimiento de pacientes o la consulta de archivos médicos descentralizados.

Otra de las utilidades que se están desarrollando es su utilización como señales de tráfico inteligentes. Estas pruebas iniciales consistirían en enterrar transpondedores bajo la carretera (radiobalizas), para que pudieran ser detectadas por un aparato integrado en el vehículo, que transformaría las emisiones del transpondedor en mensajes de voz o proyecciones. También serían prácticos para complementar los datos GPS en lugares aislados, como los túneles.

Las posibilidades que ofrece esta tecnología son ilimitadas y los nuevos usos están por llegar, si bien, su utilización, por ejemplo en el sistema de transportes de la Comunidad de Madrid, ha sido todo un éxito. Pero se trata tan solo del comienzo de la generalización de un sistema que hará más fácil la vida de las personas.


La analítica avanzada, la nueva arma para luchar contra el cáncer

La analítica avanzada, el nuevo arma para luchar contra el cáncer

La analítica avanzada, la nueva arma para luchar contra el cáncer

La analítica avanzada, la nueva arma para luchar contra el cáncer

El potencial de la analítica avanzada es inimaginable. Cada día se encuentran nuevas utilidades para esta tecnología, que acaba transformando la manera de hacer las cosas en todos los sectores que toca. Su uso está ya modificando áreas como la Educación, el Transporte o los Servicios Sociales y encuentra un importante campo de aplicación en el de la Salud. Las aplicaciones prácticas que se están proyectando en este ámbito son sorprendentes y alentadoras.

La implantación de la receta electrónica, de la historia clínica digital o de la historia social única, el uso de wearables para recoger datos biométricos de forma continua, la telemedicina…, son algunos de los pasos que el sector socio sanitario ha ido dando hacia la digitalización, con el objetivo de optimizar los procedimientos de atención sanitaria y social y mejorar la salud y el bienestar de las personas.

Una de las iniciativas más extraordinarias en las que se está trabajando actualmente es la alianza HARMONY. Con un presupuesto de 80 millones de euros -sufragados al 50 % por la Comisión Europea y la industria farmacéutica-, y una duración prevista de cinco años, Harmony es una plataforma de Big Data que recopilará los datos de más de 100.0000 pacientes con tumores hematológicos (se sitúan en el quinto puesto en frecuencia y el tercero en mortalidad) de Alemania, España, Francia, Inglaterra e Italia para crear terapias innovadoras y personalizadas y proteger a los enfermos de la exposición a toxicidades excesivas o inapropiadas.

Gracias a los datos recogidos, se podrán hallar señales de la conducta y la evolución de enfermedades como la leucemia mieloide aguda, la leucemia linfoblástica, el mieloma múltiple, el linfoma no Hodgkin, los síndromes mielodisplásicos y las afecciones hematológicas pediátricas. Además, se detectarán los marcadores clínicos, genéticos y moleculares que definen a la población aquejada de una dolencia concreta.

Con esta información en la mano los médicos podrán evaluar cuáles son los factores de riesgo para cada enfermedad y determinar el diagnóstico y el tratamiento más adecuado en cada caso; y los laboratorios farmacéuticos podrán desarrollar medicinas más efectivas y certeras contra los cánceres de la sangre.

Virtual Desk ha incluido en su plan estratégico una línea específica de aplicación de inteligencia artificial al ámbito socio sanitario y se encuentra en la actualidad desarrollando modelos analíticos que permitirán predecir la posibilidad de que un individuo desarrolle una enfermedad determinada y en cuanto tiempo, de forma que permita un diagnóstico precoz de determinadas enfermedades, permitiendo aplicar tratamientos de forma temprana y aumentando las posibilidades de curación.

Con avances como este, vamos dibujando un futuro en el que la tecnología será clave en todas las facetas de la vida, un futuro en el que se abren nuevos caminos y nuevas esperanzas para luchar contra la enfermedad y para impulsar el bienestar de las personas.